CESGE

  • Increase font size
  • Default font size
  • Decrease font size
Home Política Opinión IPGE y la federación con Camerún

IPGE y la federación con Camerún

E-mail Imprimir PDF

Christopher Steiner, haciendo una crítica de una exposición de arte africano en Nueva York, cuestionaba el continuo redescubrimiento de este arte por las “élites” artísticas occidentales cada cierto tiempo. Criticaba cómo incluso los mismos periódicos repetían las mismas críticas cada vez que había una exposición de arte africano. Siempre repetían que el arte africano está a la altura del occidental, que es un arte digno de ser analizado desde cualquier punto de vista artístico, sin embargo nunca se hacía realmente. Se repetían las críticas sin ni siquiera tener en cuenta su evolución, sin tener en cuenta su vigencia o expresiones más modernas como cualquier otro arte.

Una de las críticas recurrentes a la política guineana es que no estamos preparados para la democracia, o que las cosas en Europa no son como en África y por tanto no se puede pensar en las mismas soluciones.

Pues bien, este trabajo aunque habla de los planes de Federación de Guinea con Camerún, quiere demostrar que los guineanos ya nos organizamos en partidos políticos que lucharon contra la colonización. En Guinea se celebraron elecciones democráticas mientras en España se padecía la dictadura de Franco. En Guinea Ecuatorial ya hemos “ensayado” hasta la saciedad el proceso democrático, el problema es que debemos avanzar en él. Debemos desarrollarlo de acuerdo con nuestro contexto para que cada vez que se produzca un “avance” se sepa valorar en su justa medida. En los años noventa la legalización de partidos parecía una gran novedad para la mayoría de ciudadanos, solo aquellos que vivieron la época de la autonomía sabían que podía existir una dinámica pluripartidista real.

 

Christopher Steiner, siguiendo con su crítica, dice que esta perspectiva de los críticos del arte denota claramente una prejuicio racista que condena al arte africano al estancamiento, yo añadiría incluso a la involución. Con esto queremos decir que si de cuando en cuando consideramos que el “arte” político guineano es un “inicio desde cero” nunca avanzaremos. Podemos afirmar que las críticas a nuestra supuesta “inmadurez” democrática denotan un alto grado de prejuicios hacia los guineanos. Si bien estos prejuicios podrían estar “justificados” cuando no se conoce el pasado reciente guineano, es una manipulación por parte de aquellos que, conociendo ese pasado, mantienen esta teoría. En todo caso, sea uno u otro motivo, una forma sencilla de combatirlo es dando a conocer ese pasado reciente. Conociendo que hemos tenido un sistema pluripartidista (incluyendo el de inicios de los 90) y sobre todo si conocemos por qué falló podremos afrontar el presente sin tropezar continuamente en la misma piedra.

Descargar IPGE y la federación con Camerún.

 

Última actualización el Miércoles, 13 de Junio de 2012 16:03  

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar